LoadingAñadir a la playlist

Este es un post escrito por Albert March, colaborador habitual de interDOC

El festival Kosmopolis, la Fiesta de la Literatura Amplificada, un encuentro literario bienal que se celebra en el Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona y que este año ha tenido lugar del 18 al 22 de marzo, programó para esta edición el taller Herramientas para construir narrativas digitales en línea impartido por Anna Giralt.

01

Y es que como anunciaba el festivaldurante los últimos años y gracias a las nuevas especificidades del código de programación web, la red ha vuelto a ser el centro de atención en la creación de narrativas digitales, recuperando el interés que recibió con el hipertexto literario (Cybertext) de los años noventa. Este giro ha hecho surgir nuevos productos (webdocs, narrativas periodísticas, videoclips interactivos) y herramientas para desarrollar narrativas nativas para la web, que han generado el interés del público a nivel internacional, así como la implicación de muchas cadenas y productoras audiovisuales”. Con estas premisas el taller tenía como objetivo ofrecer una introducción al nuevo ecosistema narrativo descrito mostrando herramientas disponibles online de la mano de Anna Giralt, periodista y documentalista independiente.

Giralt realizó su primer documental Un Día por Irán en 2002 y ha trabajado en diferentes países como Irán, Iraq, Afganistán, el Líbano, España y Grecia. Se ha especializado en narrativas digitales y se pueden recuperar sus trabajos para medios digitales como Global PostDistricte 15 o El Periódico Diagonal en su web docupraxi.net. Actualmente está desarrollando un proyecto de documental interactivo sobre la desaparición del estado del bienestar en Grecia.

unnamed

En el inicio del taller, Giralt contextualizó las narrativas digitales para entender qué tienen en común términos como webdoc, idoc, web-native cinema, digital storytelling o web storytelling, citando a referentes del ámbito como Arnau Gifreu, María Yánez, Hugues Sweeney, Stefano Strocchi o Sandra Gaudenzi. En síntesis, Giralt subrayó que en todos los casos nos encontramos ante “una experiencia audiovisual, con una narrativa no lineal, pensado en formato nativo web (no se trata de una adaptación) y donde el espectador es activo”. Tras abordar el nacimiento del webdoc y mostrar proyectos como Journey To The End Of Coal o Highrise, también destacó ejemplos de nuevas narrativas periodísticas como los news game, casos de periodismo inmersivo o experiencias de realidad aumentada aplicada, así como otros fenómenos como los videoclips o los book trailers interactivos.

Finalizada la introducción, se presentaron algunas de las herramientas disponibles online que nos pueden ayudar a desarrollar proyectos de narrativa digital. Sobre todo, pensando en aquellas producciones en las que no se pueda contar con un perfil de programador web en el equipo. Porque, aunque idealmente la recomendación es poder disponer de esta figura para desarrollar proyectos personalizados, Giralt reconoció que a menudo las limitaciones de presupuesto o el factor tiempo lo hacen inviable. Clasificadas por distintos conceptos, timeline, mapas, mapas conceptuales, datos, audio, infografía, fotografía, vídeos interactivos e interactividad, se exploraron herramientas como TimelineJS, StorymapsJS, Mattermap, Tableau Story Points, Soundcite, Venngage, Exposure, Kettlecorn, Thinglink, Storybuilder, Racontr, Klynt o Creatavist. La lista completa se puede consultar en la presentación que Giralt realizó para la ocasión precisamente con esta última herramienta, Creatavist, en http://docupraxi.creatavist.com/narratives_digitals. Y es que uno de los objetivos del taller era introducir a los asistentes en su uso como un ejemplo de herramienta disponible para explorar las posibilidades narrativas que ofrecen.

03

Pero a pesar de todas las herramientas facilitadas y de explorar en particular Creatavist, Giralt puso énfasis en lo que es verdaderamente importante de cualquier proyecto narrativo, sea o no digital: la historia. Y es que en función de la historia y de las necesidades narrativas de cada proyecto, tras conocer las posibilidades que nos ofrecen estas herramientas, podremos decidir cual de ellas es preciso utilizar, ya sea una en concreto, varias combinadas o ninguna en el caso que no nos ayuden a alcanzar nuestro objetivo. Porque para Giralt utilizar estas herramientas tan solo adquiere sentido si aportan un valor añadido a la narración.

Además, Giralt recordó que muchas de estas herramientas se encuentran en fase de desarrollo permanente y es indispensable para las empresas que las desarrollan poder contar con el feedback de sus usuarios para seguir mejorando sus productos en continuo beta. Muchas de estas compañías se dedican a proveer contenidos, ya sean editoriales, medios periodísticos o productoras audiovisuales, y una forma de rentabilizar su inversión en I+D es a través de modelos de negocio que ponen a disposición de los usuarios sus propias herramientas de generación de contenidos combinando tanto planes de uso gratuito como de pago con funcionalidades o servicios añadidos. Es el caso de Creatavist, una herramienta desarrollada por The Atavist, compañía editorial fundada en 2009, que como destacan sus fundadores en su web “we believed instead that the web could be a thriving home for deeper stories, beautiful design, and innovative publications. So we built a software platform to make it all possible, and a magazine to show how it’s done”. Creatavist ofrece un plan de acceso Free a su herramienta que es gratuito, con la posibilidad de publicar una historia con dominio de la plataforma y en su app, exportación para eBook y 500Mb de espacio en disco. Si el proyecto requiere funcionalidades añadidas como disponer de dominio propio, no tener limitaciones en cuanto al número de historias publicadas o necesitar más espacio en disco, ofrece planes a partir de 10$ al mes.

04

Giralt también advirtió que uno de los riesgos a tener en cuenta es la incertidumbre de continuidad en el tiempo de estas herramientas. En muchos casos difícilmente se podrá garantizar su disponibilidad y soporte a medio o largo plazo, por lo que es importante conocer las opciones de exportación del proyecto que nos ofrecen para ser conscientes de las posibilidades que tendremos en el futuro de salvaguardar nuestra historia. Esta realidad de desarrollo beta permanente conlleva que, así como aparecen continuamente nuevas herramientas en el mercado, otras desaparezcan sin más. Este ha sido, por ejemplo, el caso de Scrollkit, una de las herramientas de las cuales nos hicimos eco en interDOC tras el éxito del trabajo del New York Times Snow Fall. Finalmente, aceptando estos riesgos, Giralt destaca el lado positivo: con actitud de búsqueda constante y atentos a la aparición de nuevas herramientas y recursos disponibles podremos encontrar las mejores soluciones para poder desarrollar nuestros proyectos. Para permanecer actualizados Giralt aconsejó seguir fuentes especializadas como i-Docs, NFB Canadá o IDFADOCLAB para conocer en cada momento las novedades del sector.

Y es que Giralt, conocedora de las posibilidades que estas herramientas ya ofrecen en la actualidad, auguró una expansión de la narrativa digital durante los próximos años gracias a la aparición constante de nuevos actores y herramientas que facilitarán todavía más la producción de estos contenidos y permitirán enriquecer con más recursos nuestras historias.

Albert March
Colaborador interDOC
http://albertmarch.info

 

2 Responses

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.